Icono de diálogo

Arte gótico

Estilo artístico que surgió en Francia a mediados del siglo XII.

¿Qué es el arte gótico?

El gótico es un estilo artístico que surgió en Île-de-France (Francia) a mediados del siglo XII. Durante los tres siglos siguientes, se difundió por toda Europa adquiriendo en cada región características particulares.

Fue un estilo muy valorado por el Romanticismo y los movimientos historicistas del siglo XIX, cuando las formas del gótico resurgieron como estilo neogótico.

El término «gótico» fue usado por primera vez por el italiano Giorgio Vasari en el siglo XVI para designar a todo el arte medieval. Lo llamó así asimilándolo a un arte de bárbaros (godos) ya que lo consideraba burdo y decadente en comparación con las producciones que seguían la tradición clásica y que en la Italia renacentista se planteaban como la máxima forma de expresión artística.

Características del arte gótico

Las características principales del arte gótico como estilo artístico son:

  • El estilo gótico surgió a partir de las reformas iniciadas por el abad Suger en la basílica de Saint Denis, entre los años 1140 y 1144. Respondía a una corriente filosófica conocida como «estética de la luz» (o «teología de la luz») que identificaba la luz como manifestación de la divinidad.
  • Fue un arte ligado al humanismo teológico surgido a finales de la Edad Media. Esta corriente desarrolló una sensibilidad religiosa al mismo tiempo humanista y espiritualista que consideraba que los seres humanos eran la obra más perfecta de la Creación y buscaba conectar a las personas con la divinidad de una manera más directa y natural.
  • Su expresión más fuerte fue la arquitectura, especialmente la construcción de catedrales. A partir del siglo XIV, el estilo se extendió a los edificios civiles, como ayuntamientos y lonjas.
  • Fue un estilo vinculado al desarrollo urbano y al poder creciente de los reyes y de los obispos característicos de la Baja edad media. El auge de las ciudades estimuló la construcción de catedrales que tomaron el modelo de la basílica de Saint Denis.
    • Las catedrales eran construcciones de las que participaba toda la comunidad con aportes económicos y con trabajo. Se las consideraba el centro de la vida urbana y era un elemento de competencia con otras ciudades.
  • Otras disciplinas artísticas, como la escultura y la pintura, estaban subordinadas a la arquitectura, aunque hacia fines del período comenzaron a independizarse. Así, surgieron los retablos y las pinturas sobre tablas en reemplazo de la pintura mural típica del Románico y se desarrolló la escultura funeraria, con la representación de los difuntos en los sepulcros.
  • Se comenzaron a dejar de lado los convencionalismos visuales propios del arte románico. Los artistas buscaron la individualización de los personajes y la interacción de unos con otros. La representación de las vestimentas se hizo más dinámica y elegante.
  • Se renovó la iconográfica con la representación de escenas humanas, personajes amables y expresión de sentimientos. En las representaciones, también se humanizó la relación entre Cristo y su madre.
  • La pintura gótica en general era elegante y refinada para satisfacer la demanda creciente de las cortes reales y de una burguesía cada vez más rica. Desarrolló características regionales diferentes, así surgieron la escuela florentina y la sienesa en Italia y la de la corte borgoñona en Francia, entre otras.
  • Se destacó la producción de miniaturas, es decir, ilustraciones extraordinariamente detalladas y coloridas en los manuscritos.

Arquitectura gótica

Las características principales de la arquitectura gótica son:

  • Pretendía acercar a los fieles los valores religiosos del período. Todos los elementos que constituían la catedral tenían un valor simbólico además de su función constructiva: la planta en forma de cruz representaba el cuerpo de Cristo; las líneas verticales, el camino de ascensión; la luz, a Dios; etc.
  • Surgieron nuevas técnicas constructivas como el arco apuntado u ojival, los arbotantes, contrafuertes con pináculos y las bóvedas de crucería que permitieron construir edificios de gran altura, livianos y estilizados.
  • Al no tener una función estructural en el edificio, las paredes dejaron de ser macizas y se cubrieron de ventanas. Estas se decoraban con vitrales: escenas narrativas realizadas con vidrios de colores que filtraban una luz de apariencia irreal dentro del edificio.
  • Ganaron relevancia las fachadas. En general tenían un gran rosetón cubierto con vitrales y portales profundos con complejos relieves narrativos.
Corte vertical de la catedral de Notre Dame de París

Corte vertical de la catedral de Notre Dame de París que muestra las bóvedas de crucería y el sistema de arbotantes y contrafuertes que permitió su construcción.

fotografía de la catedral de Chartres (Francia).

Rosetón con vitrales ubicado en la fachada norte de la catedral de Chartres (Francia).

fotografía del interior de la catedral de Colonia (Alemania).

Interior de la catedral de Colonia (Alemania). Se observan los arcos apuntados de las naves, las bóvedas de crucería y los vitrales de la cabecera de la iglesia.

Obras más destacas del arte gótico

Las obras arquitectónicas del arte gótico son muy numerosas ya que el estilo se difundió durante 3 siglos. Algunas de ellas son:

fotografía de la Basílica de Saint Denis, Francia.

Basílica de Saint Denis, Francia. La reconstrucción de su coro fue la primera manifestación del arte gótico.

fotografía de Notre Dame de París.

Notre Dame de París. La catedral de París fue construida entre 1163 y 1345.

fotografía de la Fachada de la catedral de Amiens (Francia).

Fachada de la catedral de Amiens (Francia).

fotografía de la Catedral de Estrasburgo (Alemania).

Catedral de Estrasburgo (Alemania). Fue construida a lo largo de cuatro siglos. Es un ejemplo del gótico tardío.

fotografía de la Catedral de Milán (Italia).

Catedral de Milán (Italia).

Artistas del gótico

La mayor parte de los artistas del gótico son anónimos. Algunos cuyos nombres han perdurado son los siguientes.

En arquitectura

Algunos de los artistas del gótico en arquitectura fueron:

  • Peter Parler (1330/33-1399): arquitecto alemán, constructor de la catedral de San Vito y el Puente de Carlos, en Praga.
  • Villard de Honnecourt (ca. 1200 – 1250): participó en la construcción de las catedrales de Chartres, Laon y Lausana entre otras.

En pintura

Algunos de los artistas del gótico en pintura fueron:

  • Cimabue (1240-1302): pintor y mosaiquista italiano.
  • Giotto di Bondone (ca. 1267-1337): pintor, muralista, escultor y arquitecto florentino que tuvo mucha influencia en las generaciones posteriores.
  • Duccio di Buoninsegna (1255/1260-1318/1319): pintor de la escuela sienesa.
  • Pietro (ca. 1280-1348) y Ambrogio Lorenzetti (1290-1348): pintores italianos de la escuela sienesa.

En escultura

Algunos de los artistas del gótico en escultura fueron:

  • Claus Sluter (ca. 1350-1405/06): principal exponente de la escuela borgoñona.
  • Nicola Pisano (1215/20- 1278/84). Escultor italiano.
  • Giovanni Pisano (ca. 1250-1314). Escultor, arquitecto y pintor italiano, hijo de Nicola.
Bibliografía:
  • AA. VV. El gótico. Arquitectura. Escultura. Pintura. Ullmann & Könemann. 2007.
  • Duby, George. La época de las catedrales. Madrid, Cátedra. 2016.
  • Panofsky, Erwin. Arquitectura gótica y pensamiento escolástico. Madrid, La Piqueta. 1986.
Citar artículo:
Editorial Grudemi (2021). Arte gótico. Recuperado de Enciclopedia de Historia (https://enciclopediadehistoria.com/arte-gotico/).