blank

Caída de Constantinopla

Invasión del Imperio otomano a Constantinopla.

Datos
Fecha 29 de mayo de 1453
Lugar Constantinopla
Beligerantes Imperio bizantino vs. Imperio otomano
Resultado Victoria del Imperio otomano

¿Qué fue la caída de Constantinopla?

La caída de Constantinopla fue la invasión del Imperio otomano a Constantinopla, capital del Imperio romano de oriente, también conocido como el Imperio bizantino.

Este hecho histórico ocurrió el 29 de mayo de 1453 y significó el fin de la Edad Media y el comienzo de la Edad Moderna. Los comienzos de este acontecimiento datan de la época de las cruzadas cristianas, cuando en el año 1204, durante la cuarta cruzada, toman por asalto la ciudad y la anexan al imperio latino.

Luego de varios conflictos armados, los bizantinos logran recuperar sus territorios en el año 1261, bajo el nombre de Imperio de Nicea. Aunque habían logrado recuperar su ciudad capital, el ejército bizantino había quedado debilitado y vulnerable a nuevos ataques por parte de los turcos, quienes contaban con un gran poder militar.

Constantinopla se pudo defender durante un largo tiempo pero no por completo. El imperio turco antes del ataque había bloqueado todos los suministros terrestres a Constantinopla, impidiendo el paso de cualquier persona. El Imperio bizantino aún contaba con las vías marítimas para subsistir y al ver el fracaso de los otomanos estos decidieron tomar por completo el territorio.

El imperio turco descansó para dar su último golpe el 29 de mayo, rodeando toda la capital tanto por tierra como por mar, e ingresando por una puerta de la muralla abierta. Saquearon y destruyeron el ejército bizantino dando fin al imperio romano del oriente. Debido a la ubicación de Constantinopla, los otomanos tomaron el control comercial de grandes vías marítimas.

Ubicación en el mapa de Constantinopla.

Ubicación en el mapa de Constantinopla.

Causas y consecuencias de la caída de Constantinopla

Causas

La caída de Constantinopla tuvo varias causas y razones, entre ellas destacan:

  • El debilitamiento de las fuerzas militares del Imperio bizantino causadas por la peste negra y las cruzadas.
  • El interés comercial por parte del Imperio otomano en dominar estas tierras.
  • El poder militar del Imperio otomano, que llegó a conquistar gran parte del territorio europeo y asiático.
  • Constantinopla no contaba con fuerzas aliadas, debido a que esta se encontraba “descomulgada” por la iglesia católica.

Consecuencias

Entre las consecuencias que trajo la caída de Constantinopla podemos destacar las siguientes:

  • Gran debilitamiento del cristianismo y empoderamiento de la religión musulmana.
  • Se diluyó el Imperio bizantino y de esta manera acabó también el gran Imperio romano.
  • Se perdieron las rutas de Europa hacia Asia, ya que estaban en manos del Imperio otomano. Este hecho fomentó la necesidad de encontrar nuevas rutas de comercio por el mar, lo que indirectamente impulsó el descubrimiento de América.
  • Constantinopla se convirtió en la capital del Imperio otomano.
  • La migración de grandes sabios y pensadores a diversas partes de Europa que luego dan origen al Renacimiento.
  • Marcó el fin de la Edad Media y el comienzo de la Edad Moderna.
Citar contenido:
Caída de Constantinopla (2019). Recuperado de Enciclopedia de Historia (https://enciclopediadehistoria.com/caida-de-constantinopla/).