Guerra civil española

Conflicto político y militar ocurrido en España entre el 18 de julio de 1936 y el 1 abril de 1939.

Datos
Fecha 1936 – 1939
Lugar España
Beligerantes Nacionalistas vs. Republicanos
Resultado Victoria de los nacionalistas

¿Qué fue la guerra civil española?

La guerra civil española fue un conflicto político y militar ocurrido en España entre el 18 de julio de 1936 y el 1 abril de 1939.

Se inició a raíz de un intento de golpe de Estado protagonizado por distintas agrupaciones que respondían a ideologías de oposición al gobierno electo y que se conocen como nacionalistas de derecha. Estos buscaban derrocar al gobierno del Frente Popular que había ganado las elecciones de febrero de 1936 y estaba integrado por socialistas, comunistas y anarquistas.

Apoyados por la Alemania nazi y la Italia fascista, los nacionalistas, liderados por el general Francisco Franco, derrotaron a los republicanos, que contaron con el apoyo de la Unión Soviética y de unos 50.000 voluntarios de países aliados. Se estima que durante la guerra murieron más de medio millón de españoles.

Causas y consecuencias de la guerra civil española

Causas

El motivo principal del estallido de la guerra civil española fue la oposición de los sectores conservadores de la sociedad española a las reformas propuestas por los gobiernos de la segunda república, instaurada en 1931, luego de la abolición de la monarquía. Entre ellas se encuentran, la reforma agraria (entregar la propiedad de la tierra a quien la trabaja), la disolución de las órdenes religiosas y la incautación de bienes de la Iglesia católica.

Un motivo adicional fue la creencia de terratenientes, altos mandos del ejército y la jerarquía eclesiástica de que el gobierno republicano intentaría implantar un régimen socialista similar al establecido por los bolcheviques en Rusia luego de la revolución de 1917. A estos sectores conservadores les preocupaba la alta desocupación, la multiplicación de las huelgas obreras, los ataques a la Iglesia y el aumento de la violencia política.

Consecuencias

Entre las principales consecuencias de la guerra civil española se encuentran las siguientes:

  • La instauración de una dictadura, encabezada por Franco, que se extendió hasta su muerte, en 1975. Esta dictadura ejerció una feroz represión que dejó como saldo alrededor de 114.000 personas asesinadas ilegalmente y arrojadas a fosas comunes.
  • El exilio forzado de los partidarios de la república, que tuvieron que huir de España por temor a ser asesinados por los franquistas. Se estima que hubo unos 250.000 exiliados permanentes, muchos de los cuales se establecieron en América Latina.
  • La crisis de la economía española, afectada por el esfuerzo bélico y la devastación de la guerra, y que provocó más de 100.000 muertes debido al hambre y diversas enfermedades.
  • La división de muchas familias españolas, debido a odios y resentimientos entre parientes que adhirieron a distintos bandos y a las acusaciones mutuas de fusilamientos y crímenes de guerra.

Importancia de la guerra civil española

La guerra civil española fue el antecedente inmediato de la Segunda Guerra Mundial, ya que consolidó el acercamiento entre Italia y Alemania. Fue también el laboratorio que usaron esas potencias para probar las armas y tácticas de combate que utilizarían en la guerra contra los aliados.

Los dos partidos políticos más importantes de la España actual, el Partido Popular (PP) y el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) son herederos de los bandos que se enfrentaron en esta guerra, los nacionalistas o franquistas y los republicanos, respectivamente.

Imágen de Guernica

«Guernica», de Pablo Picasso. Representa las matanzas provocadas por un bombardeo ocurrido en 1937, en el marco de la guerra civil española.

Citar contenido:
Guerra civil española. Recuperado de Enciclopedia de Historia (https://enciclopediadehistoria.com/guerra-civil-espanola/).