blank

Taironas

Etnia de indígenas americanos que habitó en el norte de la actual República de Colombia, entre el 200 d. C y el 1600 d. C. aproximadamente.

Datos
Fecha 200 – 1600 d. C.
Ubicación Norte de la actual Colombia
Religión Politeísmo
Economía Agricultura, pesca y apicultura

¿Quiénes fueron los taironas?

Los taironas fueron una etnia de indígenas americanos que habitó en el norte de la actual República de Colombia, entre el 200 d. C y el 1600 d. C. aproximadamente.

Su hábitat fue una región selvática ubicada a orillas del Mar Caribe y atravesada por un sistema montañoso litoral, la Sierra Nevada de San Marta.

Los tairona hablaban una lengua que pertenecía a la familia lingüística chibchense y que se extendía desde el sur de Costa Rica hasta el noroeste de Venezuela.

Los actuales kogui, que viven en las laderas altas de la Sierra Nevada, son descendientes de los tairona.

Ubicación de la cultura tairona.

Ubicación en el mapa de los taironas.

Organización política y social de los taironas

Los taironas estaban organizados en unidades políticas que dominaban distintos territorios en la región de la Sierra Nevada de Santa Marta. Cada grupo era independiente de los demás y estaba liderado confederaciones muy inestables.

Además de los caciques, la clase dirigente estaba integrada por guerreros o manicatos y por los naomas:

  • Guerreros: defendían a la población de los ataques externos y usaban como distintivo una cola de cabellos que colgaba de la cintura.
  • Naomas: hacían predicciones observando el vuelo de los pájaros y realizaban rituales para honrar a los dioses. También practicaban curaciones utilizando raíces y hojas de distintas especies de plantas.
  • Comerciantes, los artesanos y los campesinos que trabajaban la tierra.

Arquitectura y urbanismo

En cada uno de los territorios taironas había aldeas y ciudades que estaban comunicadas por caminos de piedra. A lo largo de esos caminos había pozos en los que se recolectaba el agua de las lluvias o del deshielo de las montañas.

Las viviendas tenían forma circular y estaban construidas sobre terrazas artificiales apuntaladas por muros de contención y a las que se accedía a través de escaleras de piedra. Los techos eran cónicos y estaban hechos de paja, mientras que las paredes eran de adobe y no tenían ventanas.

Dos de las ciudades taironas más importantes fueron Pueblito y Teyuna. Pueblito, a orillas del mar, estaba formada por 254 terrazas y tuvo una población aproximada de 3.000 habitantes. Teyuna, también conocida con el nombre de Ciudad Perdida, estaba situada a 1200 metros sobre el nivel del mar y tenía 184 casas construidas sobre terrazas pavimentadas con piedra. Los arqueólogos estiman que la habitaron entre 1.500 a 2.400 habitantes. En ambas ciudades había templos o centros ceremoniales y depósitos de utensilios y alimentos.

Foto de terrazas circulares y calzadas de piedras en Teyuna

Terrazas circulares y calzadas de piedras en Teyuna, también conocida como Ciudad Perdida, en el norte de la actual Colombia.

Religión y expresiones artísticas

Los taironas eran politeístas, adoraban al sol, la luna y las estrellas, a las que les adjudicaban identidades masculinas y femeninas y relaciones carnales entre ellas.

Su divinidad principal era Gauteovan, madre de todas las cosas, creadora del sol y la luna y encargada de mantener un orden cíclico en el mundo.

Peico era un dios que llegó del mar para enseñar a los taironas a cultivar la tierra, trabajar los metales y fabricar telas para vestirse.

Otros dioses estaban asociados a la tierra, al jaguar y a la serpiente.

Los taironas creían en la vida después de la muerte y eran los naomas los encargados de establecer el contacto con los espíritus de los antepasados. Practicaban entierros en pozos con cámaras funerarias y la cremación, luego de la cual guardaban las cenizas en urnas funerarias.

Entre las expresiones artísticas, se encuentran las pinturas rupestres y los petroglifos. Entre estos se destaca la Piedra de Donama, una roca de 4 metros de diámetro y 3 de altura, que tiene talladas formas abstractas y de animales.

Los artesanos taironas fueron excelentes orfebres, fabricaban adornos para el cuerpo y objetos ceremoniales de oro y de una aleación de cobre y oro, llamada tumbaga. Con estos materiales, fabricaron pecheras, orejeras, narigueras y representaciones de los naomas como hombres murciélagos.

Economía de los taironas

Las principales actividades económicas de los taironas eran la agricultura, la pesca y la apicultura. La agricultura la practicaban en terrazas escalonadas en pisos térmicos ubicados a distintas alturas e irrigados por canales que bajaban de la alta montaña. Así, cultivaron coca, maíz, frijoles, guayaba, yuca, algodón y aguacate.

Pescaban con redes y arpones y en piletones naturales que se formaban en las costas del actual Parque Nacional Natural Tayrona.

Los grupos taironas costeros intercambiaban productos como sal, pescados y caracoles por adornos de oro y mantas que producían los que vivían en las montañas.

Costumbres taironas

Los taironas vestían mantas de telas pintadas de colores variados, se adornaban con orejeras, gargantillas y pectorales, y llevaban abanicos de plumas de papagayos y guacamayos.

Aceptaban la poligamia y la homosexualidad y practicaban la antropofagia ritual. Suponían que de esa manera adquirían las cualidades guerreras del difunto.

Conquista española

El primer contacto de los taironas con los conquistadores españoles tuvo lugar en 1498, cuando una expedición al mando de Fernando González de Oviedo llegó a la costa caribeña de la actual Colombia. En un principio, americanos y europeos mantuvieron relaciones pacíficas y predominaron los intercambios comerciales.

La situación cambió en 1525, cuando Rodrigo de Bastidas fundó la ciudad de Santa Marta y se inició la colonización de la actual Colombia.

Desde entonces hubo una sucesión de campañas de conquista y de resistencias indígenas hasta que en 1600 Juan Guiral Velón lanzó una guerra de exterminio. Durante esa guerra, los españoles capturaron a los principales caciques y los asesinaron. La mayoría de los sobrevivientes fueron llevados a Santa Marta y repartidos entre los encomenderos locales. Los taironas que lograron escapar se refugiaron en las zonas más altas de la Sierra Nevada. Sus descendientes son los actuales koguis, que tienen pocos contactos con la población local.

Bibliografía:
  • Hinestroza Llanos, Alberto y Rangel Jalaff, John, Parque Arqueológico Ciudad Perdida, Santa Marta, Fundación periodistas bolivarianos de América, 2011.
  • Legas, Anne, El animal en el mundo mítico tairona, Bogotá, Fundación de Investigaciones Arqueológicas Nacionales del Banco República, 1988.
  • Tairona. Recuperado de Pueblosoriginarios.
Citar contenido:
Taironas. Recuperado de Enciclopedia de Historia (https://enciclopediadehistoria.com/taironas/).